ELIZA, mi primera charla con una máquina

eliza Ahora que Hawking nos alerta contra los peligros de la inteligencia artificial, mientras nuestros hijos hablan con total naturalidad con Siri a través de sus iPhones, yo me he acordado de ELIZA, el primer bot-chat con el que pude intercambiar (es un decir) unas palabras. Eran los primeros años de la década de los 90, y yo estudiaba informática en la Universidad de Oviedo, donde si algún becario se enrollaba, incluso teníamos acceso a internet.

ELIZA nos fascinaba. ¡Una máquina que respondía! Había que mecanografiar los mensajes en inglés, y a pesar de que sabíamos que solo era un software, costaba muy poco caer en la ilusión de que estabas hablando con alguien real. Este programa fue creado en 1966 por un científico computacional del MIT llamado Joseph Weizenbaum, quien lo diseñó para que imitase a una psicoterapeuta que se entrevistaba con un paciente.

La entrevista comenzaba cuando el humano introducía una frase en la computadora. ELIZA analizaba entonces la frase en busca de palabras clave para las cuales tenía respuestas pre-programadas. Por ejemplo si la frase contenía la palabra “padre”, ELIZA te respondería con un: “cuéntame más cosas de tu familia”. Si por el contrario la frase no contenía ninguna palabra clave, ELIZA te daría una respuesta genérica tipo: “por favor continúa” o “¿por qué me dices eso ahora?”, para de este modo alargar la conversación.

El programa también era capaz de devolverle la frase al humano en forma de pregunta. Si por ejemplo alguien escribía: “mi novio me hizo venir aquí”, ELIZA respondería con un: “¿tu novio te hizo venir aquí?”.

Weizembaum hizo que ELIZA imitase a una psicoterapeuta para obtener ventajas de la técnica terapéutica que consiste en repetir la frase del paciente devuelta en forma de pregunta. Es una forma de conversación en la que la simple repetición del discurso de una persona juega un papel central. Al hacer esto, Weizenbaum evitaba el problema de dotar a ELIZA con conocimientos sobre el mundo real. Por eso cuando le decías “he discutido con mi esposa”, el software respondía: “¿has discutido con tu esposa?” sin tener ni idea de lo que era una discusión, o de lo que era una esposa.

Por lo que puedo leer ELIZA tuvo un impacto tremendo entre aquellos que pudimos jugar un rato con ella. A pesar de que Weizenbaum explicó el truco sobre cómo funcionaba el programa, se quedó atónito al comprobar lo rápido que los usuarios llegaban a asumir que ELIZA en realidad entendía lo que le decían. Algunos incluso afirmaban que razonaba sus respuestas, y que incluso respondía con emoción.

Weizenmbau comentó al respecto: “no me había dado cuenta de que las exposiciones extremadamente cortas a un programa de computadora, relativamente simple, podían inducir un poderoso pensamiento ilusorio en las personas”. Quedó tan perturbado por el fenómeno, que escribió un libro: “Computer power and human reason” en el que discutió los límites de la inteligencia artificial y alertó contra las computadoras futuras, a las que en su opinión jamás deberíamos dar el poder de tomar decisiones importantes que afectasen a nuestras vidas.

Es curioso como el post sobre la evolución de la inteligencia artificial que he encontrado en Neatorama me ha hecho viajar hacia atrás en el tiempo, hasta mi primera charla con un robot. De paso he comprobado que a pesar de los años ELIZA sigue online, y que ahora incluso te contesta en español. Podéis intercambiar unas frases con ella en este enlace.


6 Comentarios

Participa Suscríbete

U-95U-95

Debe de ser la predecesora de lo que seguro que está tras esos chats que dicen ser con chicas de muy buen ver pero que desde luego no hay nada de eso.

Puxa Asturies.

yaviyavi

¡Muy interesante! Además está Alizia, la versión mejorada, en esa misma web. Por momentos sí que parece que se interesa por ti. Es entre inquietante y tierno. La película “Her” del 2013 gira entorno a ese momento en que podríamos usar las máquinas para cubrir nuestras necesidades afectivas. El final es controvertido…

JofaserimonJofaserimon

“se quedó atónito al comprobar lo rápido que los usuarios llegaban a asumir que ELIZA en realidad entendía lo que le decían. Algunos incluso afirmaban que razonaba sus respuestas, y que incluso respondía con emoción. ”

Hasta no hace tanto probé una versión en castellano de ese mismo bot, y pude comprobar atónito que hubo personas que durante una media hora larga no supieron que estaban chateando (en irc) con un bot.

Y cuando al final les decía que con quien estaban chateando realmente era un bot, no se lo creían.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>