Por fin un trabajo a la medida de un Ni-Ni (Pokemon Go)

profesora-pokemon-go

La locura con el videojuego para móviles basado en realidad aumentada Pokemon Go sigue creciendo. Por si no pasásemos ya demasiado tiempo mirando a la pantallita de nuestro smartphone, este juego ahora hará que mucha gente deje de mirar lo que tiene alrededor directamente con sus ojos, para hacerlo a través de una pantalla que le transporta a un mundo virtual plagado de criaturas ridículas, con nombres aún más ridículos. Es cuestión de tiempo que los dentistas vean aumentar sus beneficios exponencialmente, y todo por culpa de las farolas que se comerán los jóvenes por no mirar para donde deben.

Mi propio hijo, de 9 años, sabe perfectamente que le toca esperar hasta finales de mes para poder bajarse la dichosa aplicación en su tablet iOS, ya que hasta ahora solo se descarga en plataforma Android. Él, que es igual que su padre pero a pequeña escala (grande y torpe) verá entonces su integridad física puesta en peligro, aunque no todo son malas noticias. En mi opinión, la aplicación de moda estimula la caminata, ya que al parecer los Pokemon se ocultan en lugares diferentes, entre los que se incluyen museos y bibliotecas. ¿Será esta la forma de que miles de Ni-Nis se animen a entrar a lugares productivos, aunque ni lo perciban?

Es más, vaticino que es probable que gracias a este juego muchos Ni-Nis encuentren por primera vez un trabajo estimulante, siempre que haya alguien con dinero lo bastante vago y estúpido (que los habrá) dispuesto a pagar a un Entrenador Pokemon. ¡No! No me lo estoy inventando, en Estados Unidos ya hay quien ha visto el negocio en ciernes. La chica de la foto de arriba, sin duda toda una emprendedora de 24 años llamada Alicia Thomas (a juzgar por el anuncio que puso en Craiglist Nueva York), alquila su tiempo a la nada desdeñable cifra de 20 dólares la hora, para que tu le dejes tu móvil (o al menos las credenciales de tu cuenta en Pokemon Go) y darse paseítos con él por la ciudad capturando a todas las criaturas digitales que se crucen en su camino, mientras tu trabajas, acudes a clase, o te quedas en casa echando la siesta.

En el anuncio la chica dice que trabaja a turnos, entre 1 y 4 horas máximo, que está en buena forma y no se cansa caminando, además “te ayudará a incubar los huevos de Pokemon” y te enviará informes cada hora con la lista de sus nuevos rehenes digitales. Alicia recorrer la Gran Manzana equipada con iPhone, tablets, cargadores varios y además es toda una experta que ya se encuentra en nivel 15 del juego. ¡Lo que se dice toda una profesional!

No se si morirme de la risa o admirar la visión de negocio que esta jovencita demuestra tener. ¿Será Pokemon Go el principio del fin de los Ni-Nis? ¿Acabarán los tanatorios llenos de cadáveres de adolescentes atropellados por autobuses, camiones y demás vehículos del mundo real? Interesantes y aterradoras preguntas que por el momento siguen sin respuesta…

PD. La repercusión de su anuncio en blogs de medio mundo ha sido tal, que el anuncio ha desaparecido.

Me enteré leyendo Neatorama.


5 Comentarios

Participa Suscríbete

BubuBubu

Tanto tiempo en internet y aún no distingues entre las bromas y la realidad, Miguel.

CristianCristian

Estoy sorprendido, no me interesa mucho este juego en concreto, pero en cualquier juego o deporte la finalidad del mismo es principalmente divertirse en el juego es si, los posibles premios que haya son solo incentivos para animar a llegar al final, pero el sentido del juego es el proceso de jugar, valga la redundancia. Lo importante es el camino, no el lugar de llegada. Al delegar en esta chica u otros que ofrezcan este servicio, los que acudan a sus servicios lo único que demuestran es que el juego les importa bien poco y que lo único que les interesa es la recompensa, que supongo que en este juego es tener cuanto más Pokemon mejor (¿Y para qué, para presumir de tener más que otros? Patético).

Maikelnai

Ayer por la noche, casi a las 11, me encuentro al hijo de 16 años de una buena amiga por la calle con el móvil en la mano. “¿Qué pasa chaval, te perdiste?” – “No que va, estoy cazando Pokemon”.

El juego le había levantado del sofá y le había empujado a caminar… ¿será este el final del sobrepeso infantil?

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>