Un ejemplo (descorazonador) de la inmensidad de la galaxia

cadiz_cassino.JPG

Durante años los científicos han tenido que vérselas con un hecho desconcertante: el universo parece estar preparado de forma notable para la vida. Sus propiedades físicas están ajustadas muy finamente para permitir nuestra existencia. Las estrellas, los planetas y toda esa química pegajosa con la que se forman los peces, los helechos y los señores no serían posibles si alguna de las constantes físicas fueran ligeramente diferentes.

Bueno, existe otra propiedad del universo que es igualmente merecedora de atención; la que sostiene que está configurado de tal manera que mantiene a todo el mundo aislado.

Hemos aprendido esto hace relativamente poco tiempo. El gran descubrimiento tuvo lugar en 1838, cuando Friedrich Bessel superó al resto de sus amigotes con telescopio, siendo el primero en medir la distancia a una estrella distinta del sol. La estrella binaria 61 Cygni, una vecina de nuestro patio trasero, resultó que estaba a unos 11 años luz de nuestro sol. A todos vosotros que al igual que Flavio Briatore sois aficionados a modelos, pensad en esto: si encogiésemos el sol hasta que alcanzase el tamaño de una pelota de ping-pong y lo posásemos en Cádiz, 61 Cygni sería una pelota ligeramente más pequeña ubicada en Cassino (a unos 120 kilómetros al sur de Roma).

Extraído de Aliens Apart (por Seth Shostack)

Nota del editor: Los cálculos en el artículo original hablan de Central Park (New York) y Denver (Colorado), pero he preferido Europeizar un poco tanto las distancias como al personaje del chiste de los modelos. La distancia entre Cadiz y Cassino (UNOS 2.600 kilómetros) no es lógicamente en línea recta, sino por carretera (véase mapa) y ha sido calculada con Vía Michelin.

11 Comentarios

Participa Suscríbete

Tall-Cute

Solo imaginar lo que hemos tardado en mandar un objeto fuera del sistema solar (La sonda Voyager I ha cumplido 30 años en el espacio y acaba de llegar a la “Helioshealth”, fuera de la influencia del Sol.), como para empezar a pensar en irse más lejos.

JarFil

“Sus propiedades físicas están ajustadas muy finamente para permitir nuestra existencia.”

Eso es una tautología. Si hubiese infinitos universos paralelos con propiedades ligeramente diferentes en cada uno, sólo en aquellos en los que estuviesen “ajustadas muy finamente” podría aparecer alguien capaz de decir que lo están.

Marcos Legido

Bueno, ya lo dijo Hubble: todos se separan entre sí a grandes velocidades. Es la expansión universal del espacio-tiempo que, según algunos, llevará dentro de miles de millones de miles de años al “gran desgarramiento”, cuando el espacio-tiempo se irá a tomar por saco, vía ineludible de la segunda de la termodinámica. Que gran verdad es esa de que “no somos nadie…”.

Marcos Legido

JarFil, es que eso de los universos paralelos es una gran falsedad, en realidad. Para la ciencia ficción está muy bien, pero para la ciencia de verdad no deja de ser una hipótesis de trabajo. Mira, nuestras estructuras moleculares tienen una lateralidad de izquierdas. Si fueran de derechas tendríamos problemas para hacer consumo de energía con la mayoría de nuestro entorno. Otro ejemplo es como se comportan lo átomos durante las transferencias de energia, o como se intercambia el calor, hechos que ede variar en algún aspecto literalmente variarían toda la química que da lugar a la vida. No sé (y nadie sabe) si existen otro mundos y que características tienen, pero de existir y de tener características físicas distintas del nuestro, con toda probabilidad no contendrán vida tal y como la conocemos nosotros.

José Luis

Bueno Marcos, en un espacio esférico no euclidiano, la expansión del universo llevaría a una contración posterior y a un nuevo Big Bang, y a otra expansión, y así toda la eternidad.

JuanitoJuanito

“Sus propiedades físicas están ajustadas muy finamente para permitir nuestra existencia.”

La gracia es que está frase no se podría decir si no fuera cierta.

roberobe

¿que huevos es la vida tal y como la conocemos? si tardamos 30 años en llegar fuera de la influencia del sol y bastante mas en descubrir como hacerlo, que leches sabemos de como puede llegar a ser la vida

SalvaSalva

“Sus propiedades físicas están ajustadas muy finamente para permitir nuestra existencia.”

Yo diría que nuestra existencia está perfectamente ajustada a estas propiedades…ya que se formó con éstas como únicos caminos.

Hablar de que las propiedades físicas están ajustadas muy finamente para permitirnos existir da la impresión de la existencia de un creador, no os parece? Sin embargo si decimos que la vida se ajustó a estas leyes o propiedades la cosa cambia.

Nombre (requerido)Nombre (requerido)

A mi, y es mi caso, lo de la inmensidad del espacio siempre me ha causado una cierta sensacion de inquietud. Vale. De acuerdo. Ahí está.

Pero tal vez, el mayor asombro que sufrí con esto de las distancias en el espacio, no fue con similes como el de tu traducción. No. Fue cuando leí en “Una breve historia de casi todo” la distancia de lo que es nuestro sistema solar.

Extraido del bloger-dios fogonazos:

“Plutón puede ser el último objeto que muestran los mapas escolares, pero el sistema solar no termina ahí. Ni siquiera estamos cerca del final al pasar por Plutón. No llegaremos hasta el borde del sistema solar hasta que hayamos cruzado la nube de Oort, un vasto reino celestial de cometas a la deriva… Plutón se encuentra apenas a una cincuentamilésima parte del trayecto… La unidad básica de medición en el sistema solar es la unidad astronómica (UA), que representa la distancia del sol a la Tierra. Plutón está a unas 40 UA de la Tierra, y el centro de la nube de Oort, a unas 50.000 UA. En definitiva, muy lejos”.

Bien, lo anterior son números, pero en el libro compara a la tierra con un gisante, y las distancias equivalentes solo para salir del sistema solar son sencillamente acojonantes.

Poniendo el titulo en google ya salen en los primeros lugares referencias a ese libro por parte de los amigos de microsiervos, CPI…

Agur

disconnectdisconnect

Salva, totalmente de acuerdo con lo que has dicho, la vida se ajusta a las condiciones y no al reves.Con el último comentario… me parece muy pesimista por tu parte pensar así,yo creo que no tardaremos mucho en llegar a otras estrellas,con la voyager hemos llegado a las afueras del sistema solar en 30 años,parece mucho pero esto se hizo con la tecnologia de los 70.La new horizons sólo tardará 11 años en llegar a Plutón y únicamente estamos poniendo a prueba los nuevos tipos de propulsión,esta nave se propulsa con plutonio,pero aún hay muchas alternativas en fase experimental como el método mag-beam que utiliza emisiones de plasma magnetizado recogidas por velas solares,aunque para viajes a otras estrellas necesitaremos otros métodos más cómodos y esos métodos no llegarán hasta que rompamos esa barrera que es la velocidad de la luz,eso puede conseguirse contrayendo el espacio-tiempo delante de la nave y expandiéndolo detrás de ella.Parece ciencia-ficción pero es una posibilidad real según la teoría de la relatividad.La velocidad de la luz no se sobrepasaría pero el espacio-tiempo delante y detrás de la nave serían modificados.Como estas hay muchas otras formas de propulsión desarrollándose teoricamente aún, pero tengo demasiada fe en la ciencia como para pensar que no se consigan estos retos.

1 Trackback

Un ejemplo (descorazonador) de la inmensidad de la galaxia

[c&p] El gran descubrimiento tuvo lugar en 1838, cuando Friedrich Bessel superó al resto de sus amigotes con telescopio, siendo el primero en medir la distancia a una estrella distinta del sol. La estrella binaria 61 Cygni, una vecina de nuestro p…

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>